Un día triste

Hace mucho que no me sentía así, tengo unas ganas inmensurables de llorar con la esperanza de que al secar mi última lagrima todo haya cambiado.

Siempre he dicho que he sido una chica afortunada, fui afortunada de poder viajar sola por gran parte de México. Viajar y sentirme segura en cada parte del país, de salir a caminar, de explorar, de perderme entre calles, pero saber que todo estaba bien.

Poco a poco fue cambiando esa seguridad me tocó vivir asaltos, acosos y de repente ya era parte de mi traer gas pimienta, una navaja en la mano por si alguien quería sobre pasarse. Por un momento pensé que era paranoia mía y bajé la guardia, volví a caminar por la calle sin miedo, sonriendo.

El tema de los feminicidios poco a poco también se apodero de mí y de unos años acá presiento que, de muchas más mujeres, ya ninguna de nosotras está segura en ninguna parte. Lo más triste es que si hoy morimos a manos de un ser que quería abusar de nosotras, seguramente seremos las culpables de nuestra muerte, por traer minifalda, por estar solas de noche, por pasar por una calle vacía, cualquier motivo será bueno para justificar que alguien nos mate.

Hoy fue Mara Castilla la que murió, pero hay cientos de mujeres y también hombres desaparecidos en este momento. familias completas esperando una noticia, sin perder la esperanza de encontrarlos con vida, de volver a abrazarlos y saber que todo estará bien. Mañana nadie esta exento de que esto le suceda, quisiera tener una varita mágica que limpiara la escoria de este mundo, de este México que cada día duele más.

Quisiera que nadie tuviera que pasar por esta situación Mara murió por ser mujer, pero también murió Carlos Muñoz Portal, el murió haciendo su trabajo, pareciera que ya nadie está a salvo.

Hoy vuelvo a sentirme insegura, vulnerable, con miedo de salir a la calle, de usar una minifalda, de ver a la gente a los ojos. ¡Hoy tengo miedo!

Quisiera llorar toda la noche, quisiera que alguien me abrazara y me dijera que todo va a estar bien, quisiera por un momento para el mundo y cambiar la mente y corazón de aquellos que solo quieren hacer daño. ¡Quisiera que todo esto terminara!

Hoy es un día triste, mañana será otro día y quisiera que todo haya cambiado para bien.

Anuncios

Tengo colitis

Puedo presumirles que hasta hace poco siempre tuve una salud intestinal impecable, sin ninguna molestia, sin ningún dolor.

Hace poco menos de un mes empece con un pequeño dolor y mucha diarrea y por mucha me refiero es que fueron dos semanas antes de ir al médico. Ademas eso temas no son como fáciles de platicar, no me imagino contando a medio mundo mis dos semanas de evacuaciones extrañas, dolorosas, mis nausea y dolor cada vez más fuerte al punto de casi no poder caminar.

Por pura y mera lógica estaba segura que era un padecimiento del estómago, así que empece a buscar en internet, encontré hasta lo inimaginable, contenido inverosímil, promociones de médicos en cualquier lado pero realmente poca información de calidad. Aún así encontré un medico que me dio confianza y decidí agendar una cita con el, solo les puedo decir que después de salir y empezar el tratamiento e indicaciones al tercer día ya todo estaba volviendo a la normalidad.

Toda la atención y el diagnostico fueron muy meticulosas, muy profesional y con muchos recursos para poder explicar el origen de mis males, mi diagnostico fue “Síndrome del intestino irritable” o mejor conocida como colitis.

Realmente se los recomiendo ampliamente con una sola cita par el diagnostico y la cita para darme de alta con el tratamiento fue más suficiente.

Les comparto su web para que vean por que fue mi mejor elección.

http://www.esmigastro.com

 

 

 

 

 

 

 

Amapola

No se en que termine nuestra historia, pero has sido una gran historia de lo mejor que he tenido. He descubierto el sonreír como cuando era niña, me haces sonreír de la manera mas sencilla, me invade tu sonrisa, tus recuerdos, tus ojos negros que no me canso de ver.

Hoy solo sé que eres amapola en mi memoria, eres esa flor roja en medio de una calle blanca que llena todo con el solo hecho de estar, de existir. Iluminas y  llenas de éxtasis el alma.

Gracias por haber llegado, gracias por estar aquí. (IC)

 

 

Día del niño

Muchos, muchos años de que hemos dejado de celebrar ese día y no es que hubiese grandes celebraciones en mi época ni albercas de pelotos eran populares, solo había unas en McDonald’s y obvio nuestra economía no daba para ir a eses lugares así que ni a alberca de pelotas llegábamos. Pero si recuerdo que mi madre salía con nosotros y todos los niños de la cuadra a jugar, nos hacia palomitas de maíz en ollita (no existía el microondas), mucha fruta y agua, y eran tardes sensacionales.

Conforme fuimos creciendo un día del niño, adolescente cambio y no había cosa más reconfortante de sentarte todo el día sin ninguna, ninguna preocupación a ver vídeos todo el día MTV, seguro muchos se acuerdan que había un canal MTV Latino. Hoy quiero un día así, sin ninguna preocupación, sin ningún problema, sin nada en la cabeza más que el gusto de sentarte a ver vídeos, de escuchar música y dejar que las ideas y la imaginación vuele.

¡Feliz día de niño y por qué tengamos más días sin preocupaciones!

Abrázame fuerte como si fuera la última vez, esa frase de la canción “humo” de jarabe de Palo es una de las frases que más puede impactarte. Uno de los sueños que más me han marcado, fue cuando moría y en sentía esa desesperación de ver a mi madre y no poder abrazarla, de no sentir su calor, el saber que nunca más volverás a tocarla. Es una canción llena de mucha melancolía, llena de dolor y resignación.

Ese último abrazo que le das a una persona antes de morir es uno de los momentos más sinceros y que desearías no acabaran, hoy anhelo ese último abrazo de mi abuelo, solo recuerdo esa última vez que se asomó por la ventana del hospital, con su gran sonrisa como si nada le doliera. Recuerdo el ultimo abrazo a mi tía, ya en cama casi agonizando y aun así fue el último momento de decirle “Te amo”, ese último abrazo es como si todo el universo solo estuviera contigo.

Hoy tengo una nueva prueba, como abrazar a esa persona a la cual han desahuciado, el cáncer la ha invadido, colon, hígado, cadera. Me siento confundida, nunca terminaré de entender por qué a las personas que llevan una vida donde no causan daño, donde no molestan a nadie, que ayudan a los demás, tienen que pasar por momentos tan dolorosos.

Ella ha decidido tener calidad de vida y no cantidad, ha decidido disfrutar cada uno de sus días, sé que cada día es hacerla sentir viva, feliz, amada. Siento dolor, no me resigno a perderla, pero creo que estoy siendo egoísta y solo estoy pensando en mi dolor de no volverle a ver y no en hacer que el día que llegue el momento de despedirnos para siempre se lleve momentos alegres, sonrisas, recuerdos que la hagan sentirse en paz y rodeada siempre de mucho amor, no quiero pensar en ese último abrazo.

Tal vez solo pensamos en ese abrazo, en esos momentos de amor cuando alguien está cerca de la muerte, pero deberíamos pensar en abrazar y amar a todos los que queremos en cualquier momento y no esperar ese gran abrazo para decirnos ADIOS para siempre.

El carmín de mis labios

Desde niña era normal ver a mi abuela siempre con los labios rojos, su cabello negro o blanco, siempre bien peinada pero sus labios destacaban por su labial rojo.

Creo que ese color se volvió muy normal para mi, recuerdo que en la secundaria cuando ya todas las niñas se empezaban a maquillar y digo se “empezaban a maquillar” por que en casa estaba prohibido, mi madre decía que solo se me iba a maltratar mi piel, lo único que tenia autorizado era el labial.  Mi labial era rojo carmín, desde entonces se convirtió en mi aliado, sobre mi piel en extremo blanca resaltaba y así yo resaltaba entre las niñas que ya lucían diferente.

Con el paso de los años siempre ha estado presente, sigo sin maquillarme mucho (eso creo) y hasta hace unos días que volví a usar un labial carmín entendí, que tiene un efecto poderoso, te hace sentir segura, fuerte, no permite que bajes la mirada, te empodera de cierta manera. Los colores se vuelven en nuestros aliados y juegan un papel muy importante en nuestra personalidad. ¿todas las mujeres sentirán lo mismo al maquillar sus labios de rojo?, seguramente sí, aunque no estemos muy consientes de ello.

Creo que en estos días de turbulencia se convertirá en mi aliado favorito

Agua de zarzamora y Jamaica

Todavía es invierno pero hay días que el calor parece de primavera y se nos antoja tomar cosas frías y que nos ayuden a refrescarnos, so no son muy afectos a las cervezas, los refrescos o los productos procesados, esta es una excelente opción.

Ingredientes:

  • 1/2 kilo de zarzamoras
  • 1/2 litro de concentrado de jamaica (Calentar el agua, cuando este hirviendo agregar  las flores de jamaica y dejar hervir durante tres minutos. Dejar enfriar y colar a una jarra.
  • 2 rebanadas delgadas de jengibre fresco
  • 3/4 de litro de agua fría
  • azúcar mascabado o jarabe de agave opcional
  • Hielos

Preparación:

  1. En la licuadora colocar las zarzamoras y el jengibre con un poco del agua fría y licuar, hasta que estén lo mas triturados las semillas del fruto.
  2. Verter en la jarra (si gusta pueden colar), el resto de agua fría, el concentrado de jamaica y mezclar. Dependiendo del gusto de cada quien, pueden agregar más agua para que no este tan espesa.
  3. Agregar el azúcar o  endulzante, para mi es dejar el sabor natural y así no agregamos calorías.
  4. Agregar los hielos y servir

De verdad que tendrán un agua muy fresca y con un sabor original, espero la disfruten mucho